Buenas ideas para organizar su Primera Comunión

Tu lista de preparativos

Sus preparativos te traerán de cabeza pero valdrá la pena porque la Primera Comunión es un acontecimiento importante en la vida del niño y de su familia. Aquí encontrarás buenas ideas que te facilitarán la tarea.

 
comunion

Organizar una Primera Comunión no es una tarea sencilla. En su preparación intervienen muchos factores: vuestro presupuesto, la fecha, la situación familiar, los gustos del niño... Consigue que manejar tantos platillos no te vuelva loca con estas ideas.

1. El lugar de la celebración

¿Dónde celebrar la Primera Comunión? Esta es la primera pregunta que se te planteará. Vuestro presupuesto condicionará parte de la elección.

- Si decidís hacerlo fuera de casa, hay muchas opciones: restaurante, hotel, recintos para fiestas infantiles... Podrás disfrutar de un servicio especializado en comuniones que se encargará de la decoración, catering, animación… y te quitarás una parte importante de la organización.

- Hacerlo en casa no sólo tiene ventajas económicas. Conseguiréis una celebración más personal y familiar y si el espacio disponible es suficiente, quedará igual de lucida.

2. Los detalles

- Lo primero, el vestido de la niña o el traje del niño y los complementos ( zapatos, pañuelo, cruz, guantes, ropita interior, los tocados para las niñas…) del protagonista de la celebración. Luego el de los hermanos y los vuestros. Todos desearéis vestir elegantes ese día.

- Los regalos para el niño. Los más allegados te preguntarán que regalar a tu hijo. Ten una lista preparada consensuada con él.

- Las invitaciones, recordatorios y la decoración. Celebréis la Primera Comunión en casa o fuera, tendréis que dedicar una parte de vuestro presupuesto a este apartado.

- Las fotos y vídeos. Si no tenéis opción a un fotógrafo profesional, convendrá pedirle a vuestro invitado más aficionado a la imagen que se encargue de ello durante la misa y en el banquete. 

Si lo haces en casa

- El menú. Puedes contratar una empresa de catering y elegir, con su asesoramiento, el menú, la tarta de Primera Comunión e incluso la decoración de las mesas y la sala. En caso de hacerlo en casa, piensa en un buffet sencillo, abundante, de calidad y bien decorado. Te aliviará mucho la tarea comprando parte de la merienda. La tarta quedará más vistosa si se la encargas a un profesional.

-  Los juegos. Piensa en la post-merienda. Si no puedes tener los servicios de un animador, nombra a una persona de tu entorno que se ocupe. Tú tendrás bastante con ocuparte de tus invitados. No olvides que los juegos para una fiesta infantil no se improvisan. Hay que tener una lista ya definida y todo el material preparado. 

 

Magda Campos