5 recetas de golosinas para hacer con los niños

Si son caseras, mejor

Comprar golosinas es una cosa, hacerlas con tus propias manos es otra mucho más entretenida y divertida. Preparar nubes una tarde de vacaciones es un planazo, al igual que caramelizar palomitas, desmoldar piruletas, poner azúcar a las gominolas o partir en pedazos el guirlache de frutos secos. ¡Manos a la obra!

 

Cuando necesitamos golosinas, lo más sencillo es pasarse por una tienda y comprarlas. Pero no es lo más entretenido y además, nunca sabes cuanto colorante y otros aditivos de la alimentación industrial se encuentran en estas golosinas. Anima una tarde sin cole proponiendo a tus hijos hacer cosas tan divertidas como nubes caseras. O gominolas de colores que, junto con las nubes, se podrán utilizar para montar una  tarta de chuches. Las palomitas caramelizadas son sencillas de preparar y fantásticas para ver una peli en la tele.  Para la Navidad, por qué no regalar guirlache de frutos secos casero envuelto en papel celofán? Si estáis preparando la fiesta del niño, puedes llenar la piñata con piruletas caseras. Así podrás adaptar la forma y el color a la fiesta si es temática.

Todas estas recetas de chuches caseras son sencillas pero necesitan la presencia atenta de un adulto para evitar accidentes con el calor y el manejo del caramelo. Por lo demás, lograrlas es un juego de niños.